Próximo Partido

10 de diciembre de 2017 21:30 HS


Estudiantes

Boca

DERROTA CRUZADA

Se cruzó la efectividad frente a la displicencia, Martínez y Solari rompen la red y la racha. Boca pierde 3 puntos, perdió el record, perdió el invicto de la Superliga sin perder la punta y perdió a Benedetto por rotura del cruzado anterior

No se deja de mirar desde arriba, no se habla de lo bueno hasta ahora, no se llegó al récord, se rompió el celofán del Boca de los Mellizos Schelotto que cae en un clásico frente a Racing, con quien no perdía hace largo tiempo en la Bombonera… así de bipolar todo, así salen solas las preguntas y las disparidades tras el primer resultado adverso en la Superliga 2017 2018.
Hoy el equipo xeneize, con la ausencia de Cardona por suspensión, vivió momentos de buen fútbol y dominio pero sin guiatura careció de arrestos para hacer algo más que tocar la pelota y empujar a media máquina, pareció tener esfuerzos y gran calidad, pero tuvo enfrente a un rival que concretó dos de los tres contragolpes claros que tuvo, que insistió con pocas ideas pero pudo seguir en los momentos en que al xeneize se le apagaban las luces en defensa. En algún momento debían fallar ciertos elementos, Rossi recibió dos goles y salía de modo errado del arco, Jara y Pérez sobre revolucionados, Goltz, Barrios y Magallán tuvieron tarde noche discreta y muy emocional, Boca horizontalizado, Boca irresoluto en un partido exigido, muy trabado y “hablado”, de esos que derivan en que alguno debía distraerse, y justo hoy le tocó a Boca. El xeneize, cuando tuvo prolijidad salía limpio y sin atenuantes pero no decidía pegar primero, y justo allí lo madrugó la academia con iniciativa, que decidió por individualidad de su joya Lautaro Martínez en dos jugadas de gran calidad sumadas a distracciones enormes e inéditas de Boca en el retroceso en lo que va de campeonato. Los de Cocca jugaron sin Pillud y sin Licha López, pero se aferraron al libreto que traían para intentar levantar cara en un semestre poco amable, desde lo psicológico parecieron ganarle el duelo actitudinal a los jugadores de Guillermo y, salvo Nández, se cayó en una vorágine mental que pudo llevarse a más de uno con suspensión. Justo una avanzada corajuda del uruguayo ex Peñarol logró el penal que Benedetto transformó en el descuento transitorio, pero Vittor, Arévalo Ríos y el Pulpo González erosionaron anímicamente al xeneize, que en un principío perdía por letargo en el manejo del juego, y que cuando tuvo y pudo ir a apretar, perdía por distracción, por nafta, por imprecisión.
Un clásico con mucha pimienta y poca polenta dará mucho para hablar y analizar en la semana…
Aún más duro?? el cruce que llevó a la peor noticia de la jornada, Darío Benedetto, el goleador a ritmo de romper récord de todo y todos, se rompió los ligamentos cruzados de la rodilla derecha, se operará y será baja mínimo 6 meses, se pierde el resto del torneo o al menos una gran parte, todo el arranque de Copa Libertadores y muy seguramente su primer Mundial con la Albiceleste. Su llanto nos dolió a todos. Guillermo ahora debe administrar en la escasez, porque vuelve a ser Walter Bou, ese que se “iba” a fin de año el que tomará el puesto de delantero de área, Junior Benítez la rema de atrás muy a pesar de ser pedido por el mellizo. La mayor preocupación no pasa por el año entrante, sino por terminar en la punta este año y con suficiente ventaja para asumir lo que venga luego de diciembre…
Qué días se vienen, decidir si, como bostero TEVEZ ilusionado o manejas una cifrada esperanza… WancHOPE?

Deja un comentario